Sinaí Cataluña

Jornada Sinaí en Cataluña

El día 18 de enero de 2020, a las 10 h de la mañana, se reúnen los profesores  de los centros FEST de Barcelona y Badalona, en la sala de actos del centro  Santíssima Trinitat de Barcelona para celebrar la segunda edición de las Jornadas Sinaí. Juanjo de la Torre da la bienvenida a todos los asistentes y concede la palabra a las directoras titulares de ambos centros: Sor M. Teresa, directora de Barcelona, que agradece la presencia de todos los miembros de la familia trinitaria; y Sor Rosalía, directora de Badalona que agradece la acogida y propone que la próxima edición de las Jornadas se realice en Badalona. Asimismo, Juanjo de la Torre también agradece el apoyo logístico de la Editorial Baula, patrocinadora de las Jornadas. 
A continuación Antonio da paso a la oración inicial y a la justificación del nombre de estas Jornadas que pretenden ser un espacio de libertad. Comenta que un personaje que acompaña siempre a la familia Trinitaria es Moisés, quien  encuentra en el Sinaí al Dios que le evangeliza y le da la libertad. Explica que nosotros hoy también queremos encontrarnos con ese Dios que nos evangeliza y nos libera. A modo de ejemplo, Antonio nos muestra el video La receta, una canción del grupo cordobés los Aslándticos.

Seguidamente, Juanjo de la Torre presenta al ponente de la charla de hoy: Juamna de Alarcón (psicólogo sistémico y docente, asesor educativo y de pastoral, miembro de ADEALAR, PROYECTO HOMBRE y las Escuelas Católicas de Andalucia). Juanma tratará de darnos pistas sobre como debe ser la relación entre familia y escuela.

La charla de Juanma comienza con el análisis de la realidad, desde el cual se constata que los padres y los profesores se posicionan en dos grupos separados; y que los alumnos, que están en medio, generalmente se aprovechan de este desencuentro. Para Tony Cátala evangelizar es practicar el alivio y la inclusión, por el contrario, los padres viven actualmente la tutoría como una amenaza. Es necesario detectar, por tanto, cuales son las necesidades de alivio que necesitan la familias y, posteriormente, desde la comunidad educativa, proporcionar elementos de orientación, no de confrontación.

Una de las razones por la que se ha incrementado la confrontación entre familia y profesorado ha sido la de la evolución del modelo educativo: en varias décadas hemos pasado de un modelo basado en un contexto familiar en el que los padres y los adultos tenían una autoridad incuestionable (pedagógicamente deficitario) al modelo no autoritario de los 90, en el cual los padres eran los amigos y colegas de sus hijos, y la educación se basaba en la negociación y el diálogo. En la actualidad, ya no se defiende abiertamente ninguno de los dos modelos, ya que ambos han fallado; por lo que aparece la inseguridad de no saber como educar a los hijos, bien sean pequeños, bien sean adolescentes. Esto ha generado la aparición de “padres o educadores incompetentes”, que saben lo que no hay que hacer, pero no tienen muy claro como educar, lo que les produce una gran  sentimiento de impotencia.

Otros aspectos que también hay que tener en cuenta, porque interfieren negativamente en la relación familia y escuela, son los siguientes: 

- La infantilización del adulto, que imita las tendencias infantiles (selfies, patinetes, TikTok...) haciendo que el adulto ya no sea el referente alfa que prepara al niño en su trayecto hacia la vida adulta, sino alguien que lo imita y que quiere pasárselo bien, como hace él.

- El alejamiento de la paternidad de la juventud. hacia la adultez, lo que causa la problemática de los padres-abuelos.

- La pérdida de la autonomía personal del niño/-a. Anteriormente las familias tenían más hijos/-as, por lo que se generaba una solidaridad grupal que favorecía la autonomía de los niños. En la actualidad se ha pasado del “niños al colegio” al “niños vamos al colegio” Hay que tener presente que, desde el punto de vista educativo, es aconsejable fomentar la autonomía del niño/-a en cuanto empiece a caminar. No hay que dárselo todo hecho, ellos tienen que ir asumiendo, progresivamente, las responsabilidades de las que sean capaces. 

Ante este contexto, Juanma nos sugiere que como comunidad educativa habría que hacer saber a los padres (quizás mediante acuerdos escritos) que asumimos la autoridad educativa que ellos nos han delegado, pero que no aceptamos la delegación de responsabilidad que les corresponde a ellos como padres.  Es necesario explicarles, por tanto, que en el modelo educativo actual, el alumno es el protagonista de su aprendizaje, y que de él depende, por tanto, tener un buen resultado académico. 

Seguidamente, Juanma comenta que los padres, respecto de los hijos, están en una “distancia cercana”, por lo que es necesaria una autoridad asertiva, algo  nada fácil. Destaca que la significatividad educativa sólo la tienen los padres. De ahí que se tenga que hablar con ellos para que sean conscientes de ella (significatividad  genética, antropología familiar- proceso subjetivo: narrativa). Cada familia es una cultura y los profesores no podemos cuestionar esa significatividad. Desde la escuela se debe intentar no hacer intervenciones psicoterapéuticas. Hay que orientar la significatividad pero no cambiar ni a los padres ni a los hijos (siguiendo el modelo de Jesús de Nazaret, que orientaba, pero no cambiaba a nadie).  Hemos de buscar la estrategia sistémica, buscar un pequeño toque que cambie algo y resuene; para eso ayuda la solidaridad entre adultos a través del hablar de nuestros padres o de nosotros como padres (lo que conlleva que aceptemos nuestro sistema familiar de origen). Hay que aceptar a los padres y a los niños tal y como son. No somos mejores que ellos y, si los fueramos, por compasión, deberíamos aceptarlos y respetarlos como personas.

Juanma también considera necesario pasar de la acción tutorial personal a la acción tutorial del centro educativo. El tutor no debe actuar solo porque entonces de debilita la acción tutorial, que responde al proyecto y autoestima de toda la comunidad educativa. Con una cultura de centro educativo, la acción tutorial es más fuerte y eficaz.

Finalmente, Juanma afirma que hay que cuidar, alimentar y proteger la relación entre familia y escuela. Todos deberíamos ser capaces de establecer una alianza,   una unión, siempre en cuenta- claro está- nuestra propia fragilidad humana. 

Tras un breve descanso, los profesores del centro Santíssima Trinitat de Barcelona regresan a la Sala de Actos, para dar paso a la segunda parte de las Jornadas Sinaí: un Whorshop pedagógico realizado por algunos de los profesores del centro de Badalona.

Toma la palabra, Sergi López, maestro de primaria y profesor del grupo de proyectos de secundaria, para presentarnos el taller Proyectos de adaptación curricular en Secundaria.  Sergi nos comenta que la atención a la diversidad tiene una gran relevancia en el centro de Badalona y que a través de estas adaptaciones curriculares se pretende ofrecer recursos a un grupo de alumnos muy concreto (NEE temporales y/o permanentes – dictamen). Nos comenta que en la elección del proyecto se tiene muy en cuenta los intereses personales de los alumnos y que el producto final siempre es fruto de una metodología cooperativa de búsqueda de información. Sergi nos explica que actualmente hay dos grupos: proyecto 1 (alumnos de 1º y 2º de ESO) y proyecto 2 (alumnos de 3º y 4º de ESO). A continuación, nos presenta algunos de los trabajos realizados: La meva ciutat, Badalona; Hort solidari; Txtrem; Juguem al pati...

A continuación, toman la palabra Alfredo Rodríguez, maestro de educación física, y Martí-Pau Villares, maestro de ciencias sociales, para presentarnos el taller Proyecto: deporte y naturaleza.  Nos explican que se trata de un proyecto que han organizado de 15 a 17 h de la tarde durante un trimestre, en los grupos de 1º,2º y 3º de ESO, que pretende impulsar el desplazamiento en bicicleta por el entorno físico que rodea el centro educativo de Badalona. Nos explican los objetivos que quieren alcanzar y los contenidos específicos que desarrollan de sus materias - educación física y ciencias sociales-. Asimismo, nos explican que el proyecto está en pleno crecimiento, por lo que se ha incorporado en él contenidos de otras materias: tecnología, y mecánica (con la colaboración con EMEB Escuela de mecánicos de bicicletas).

Una vez presentadas estas dos experiencias pedagógicas, se dan por finalizadas las II Jornadas Sinaí. Algunos de los profesores asistentes, permanecen en el centro para la comida de hermandad propuesta por la dirección.

 

Magda Martín Caballero

     

 

  

  

Compartir

Sobre nosotros

Los centros educativos de la Fundación Educativa Santísima Trinidad (FEST) son expresión de la misión liberadora que a lo largo de los siglos ha caracterizado, en la Iglesia y en la sociedad, a los diversos institutos y congregaciones de la Familia Trinitaria; renueva su identidad carismática al servicio de todas las personas, educando en la libertad interior y exterior